Enamorar

Visto 17 Veces

En el siglo pasado, los vendedores recorrían las calles, con el producto bajo el brazo, y tocaban las puertas de las casas. A veces, obtenían una respuesta y les abrían; a veces, también los escuchaban; a veces, hasta les compraban; otras veces, sin embargo, no acudían a su llamado o,

peor aún, molesto, el dueño de casa les cerraba la puerta en la cara. Hoy, en pleno siglo XXI, sin embargo, basta con tocar las fibras del corazón, algo que se puede hacer de manera virtual.
Cansados de aquel odioso portazo, los vendedores y las marcas se dieron a la tarea de innovar las estrategias. Y apoyados en las maravillas de la tecnología, que brindó nuevas herramientas y efectivos canales para llegarles a los clientes sin necesidad de tocar a sus puertas, encontraron la fórmula. Ahora, los vendedores se visten de cupido y, literalmente, conquistan a sus clientes, los enamoran, creando relaciones con bases sólidas y, lo mejor, duraderas.
¿Enamorar? ¡Sí!: cortejar, conquistar, seducir, apasionar, prendar, embelesar, encantar, fascinar. ¡Todas las anteriores! Dado que la venta se convirtió en el proceso a través del cual le ofreces una experiencia inolvidable a tu cliente, necesitas emplear las técnicas y las tácticas que usas para enamorar a otra persona.
¡Y funciona! Primero captas la atención, luego se conocen, reconocen puntos en común, se gustan mutuamente y finalmente se dan el ansiado ¡SÍ! Hay quienes se resisten a usar esta estrategia y siguen amarrados al pasado, y así les va. Sin embargo, aquellos que se dieron la oportunidad de probar no solo consiguieron resultados insospechados, sino que obtuvieron un crédito mejor: ¡Lo disfrutaron!
El éxito en el mundo de los negocios, hoy, está basado en la confianza y la credibilidad que puedas generar con tu cliente, y eso solo es posible si eres capaz de enamorarlo. Llama su atención, cuéntale quién eres, qué haces, cómo lo haces, qué beneficio le ofreces, por qué eres su mejor elección. Encántalo con detalles, mímalo con regalos, dale lo que cualquiera estaría dispuesto a entregarle (tiempo, conocimiento, apoyo). Cultívalo con compañía, con crecimiento mutuo, con disfrute de sus éxitos, alcanzando metas conjuntas. Sé su mejor compañía en las buenas y en las malas, en salud y en enfermedad, en pobreza y en riqueza, hasta que la muerte los separe…

Johan Medero

Somos la primera fuente de inspiración que ofrece noticias exclusivas, sobre las oportunidades del entorno actual, historias de empresarios reales, estrategias y consejos de negocios del sector empresarial más productivo del país.

Sponsors


Comentarios

No hay comentarios para este articulo. Se tú el Primero!

Debes estar Suscrito a Altonivelradio.com.ve para comentar


Quedan

Enamorar

Te Gustó el Artículo? Compártelo..!